Cabomba caroliniana

La Cabomba caroliniana, también conocida como Cabomba verde, pertenece a la familia de las Cabombaceae. En la naturaleza se la puede encontrar desde Sudamérica hasta Norteamérica meridional. Cabe mencionar que en muchos lugares del norte de América se la considera una planta invasora y no debemos depositarla en ningún medio acuático por motivos meramente ecológicos. A simple vista, llama mucho la atención gracias a la forma de abanico de sus finas hojas. Es de un color verde muy intenso y a la vez brillante.

Cabe destacar que en numerosas ocasiones se la puede confundir con la Limnophila sessiliflora (planta mucho más fácil de mantener en un acuario). La Cabomba caroliniana tiene un par de hojas en cada “nudo” del tronco de la planta. Sus hojas están crecen más juntas cuanto mayor es la iluminación. Con una iluminación suficiente y a una correcta distancia no suele crecer a una gran altura, lo cual le da un aspecto más vistoso a la planta. Como curiosidad, te diré que es una planta perfectamente comestible y en muchos países se suele emplear en las ensaladas.

En condiciones perfectas, suele alcanzar una altura entre los 30 y 80 cm. El ancho de cada tallo no sobrepasa los 5 u 8 cm. Se propaga mediante esquejes, brotes laterales. Para mantenerla correctamente es necesaria un agua blanda y ácida. En concreto, el pH deberá estar entre 6 y 7. La Cabomba verde es una planta muy exigente en cuanto a iluminación, y en caso de no ofrecerle la iluminación necesaria, se volverá quebradiza y morirá en cuestión de días. Por otra parte, es completamente necesario abonar con CO2. El nivel de CO2 en el acuario debería estar en, como mínimo, 15 mg por cada litro.

Aunque esta planta es muy popular y se puede encontrar con facilidad en cualquier tienda de animales, cabe destacar que su mantenimiento es muy complicado, y realmente muchas personas que se inician en el hobby de la acuariofilia la adquieren sin saber que requiere tal cantidad de cuidados. Personalmente cuando compré mi primer acuario me regalaron varios tallos y sólo uno consiguió adaptarse correctamente. En mi opinión, si no cuentas con un acuario cuya iluminación sea muy buena y tengas un sistema de abonado de CO2, te recomendaría que te decantaras por otro tipo de planta como puede ser la Limnophila sessiliflora.

Daniel Author

No description.Please update your profile.

View all post by Daniel